top of page
  • Siroco Dental Polanco

Preparación para una cirugía maxilofacial

Someterse a una cirugía maxilofacial puede generar ansiedad si no sabes qué esperar. En este artículo exploraremos en detalle la preparación recomendada antes y después de una intervención quirúrgica en esta región, incluyendo consulta con el cirujano, exámenes preoperatorios, preparativos la semana previa, el día de la cirugía, cuidados postoperatorios y más. Seguir estas recomendaciones te permitirá entender mejor el proceso, disipar dudas y obtener los mejores resultados de tu procedimiento maxilofacial.


Cirujano Maxilofacial en Polanco

Contenido del artículo

1. Entendiendo la cirugía maxilofacial

La cirugía maxilofacial es una subespecialidad quirúrgica que se enfoca en el tratamiento de condiciones, lesiones y defectos de la cara, cabeza, cuello, boca y maxilares. Los cirujanos maxilofaciales son profesionales médicos que se especializan en esta área después de graduarse como médicos generales y completar una residencia enfocada en cirugía maxilofacial.

Algunos de los componentes clave del área maxilofacial incluyen:

  • Huesos de la cara como el maxilar superior, el maxilar inferior, el hueso malar, el hueso nasal

  • Dientes y encías

  • Articulaciones temporomandibulares (ATM)

  • Músculos faciales y de la masticación

  • Glándulas salivales

  • Nervios faciales

Las cirugías maxilofaciales pueden realizarse para una amplia variedad de condiciones, que van desde traumatismos faciales y defectos congénitos, hasta el tratamiento del cáncer oral y extracción de tumores. Algunos de los procedimientos maxilofaciales más comunes incluyen:

  • Cirugía ortognática para corregir anomalías dentofaciales

  • Extracciones dentales complejas como terceros molares impactados

  • Reconstrucción facial después de traumatismos

  • Biopsias y extirpación de tumores malignos

  • Implantes dentales en huesos atróficos

  • Cirugía para apnea del sueño

  • Cirugía de las glándulas salivales

  • Cirugía para defectos congénitos como labio leporino

2. Razones comunes para la cirugía maxilofacial

Las razones por las que una persona puede necesitar someterse a una cirugía maxilofacial son diversas. Algunas de las indicaciones médicas más frecuentes incluyen:


2.1 Cirugía ortognática

La cirugía ortognática implica la corrección quirúrgica de anomalías en la relación entre los huesos maxilares y la oclusión dental. Es comúnmente necesaria cuando la ortodoncia por sí sola no puede lograr un adecuado encaje dental y simetría facial.


2.2 Extracción de terceros molares

Los terceros molares o muelas del juicio a menudo quedan impactados o en posiciones que generan complicaciones como infecciones recurrentes, caries dental y daño a los segundos molares adyacentes. Su extracción requiere de un cirujano maxilofacial.


2.3 Traumatismos faciales

Fracturas de huesos faciales, como del maxilar, cigoma, nariz y órbitas oculares debido a golpes o accidentes, pueden requerir reducción quirúrgica y fijación interna para asegurar una correcta alineación y función.


2.4 Reconstrucción facial

Procedimientos reconstructivos para corregir defectos faciales debidos a traumatismos, quemaduras, infecciones o extirpación de tumores. Puede implicar injertos óseos y de tejidos blandos.


2.5 Cirugía oncológica

La extirpación de tumores benignos y malignos en huesos, glándulas salivales y tejidos blandos faciales, así como biopsias y disecciones de ganglios.


2.6 Cirugía para apnea obstructiva del sueño

Procedimientos como avance maxilomandibular, uvulopalatofaringoplastia y septoplastia nasal pueden aliviar la obstrucción de las vías respiratorias durante el sueño.


2.7 Implantes dentales en huesos atróficos

Elevación del seno maxilar o injertos óseos para restablecer volumen óseo adecuado para la colocación de implantes dentales.


2.8 Tratamiento de malformaciones congénitas

Como el labio leporino y fisura palatina que son corregidos quirúrgicamente durante la infancia.


3. Consulta con el cirujano maxilofacial

Una vez que tu médico determina que necesitas una cirugía maxilofacial, se te referirá con un cirujano especializado para evaluar tu caso. Durante la consulta inicial, el cirujano:

  • Revisará tu historial médico y dental en detalle

  • Examinará la región facial y oral que requiere tratamiento

  • Ordenará las radiografías u otros estudios de imágenes necesarios para el diagnóstico

  • Explicará el procedimiento quirúrgico indicado en tu caso

  • Absolverá todas tus dudas sobre el tratamiento

  • Estimará el tiempo de recuperación esperado

Es importante acudir a la consulta con el cirujano maxilofacial con todas tus preguntas preparadas. Debes informar sobre cualquier condición sistémica que tengas, medicamentos que tomas y posibles alergias. Tu sinceridad sobre hábitos como fumar es vital para que el cirujano pueda evaluar adecuadamente los riesgos de la cirugía.


El cirujano te explicará los detalles de la intervención quirúrgica, tipo de anestesia, estadía hospitalaria requerida, posibles riesgos y complicaciones, así como las instrucciones para antes y después de la cirugía.


4. Exámenes y pruebas previas a la cirugía

Para asegurar que estás apto para la cirugía maxilofacial, se realizarán exámenes médicos y de laboratorio de rutina. Estos pueden incluir:

  • Biometría hemática: examen de sangre para evaluar conteo de células sanguíneas, niveles de hemoglobina y hematocritos

  • Química sanguínea: para verificar funcionamiento renal y hepático

  • Pruebas de coagulación: para detectar trastornos de la coagulación

  • Glucosa en ayunas: para pacientes diabéticos o con riesgo de diabetes

  • Electrocardiograma: para evaluar la actividad eléctrica cardíaca

  • Radiografías: como panorámica dental, lateral y frontal de cráneo, tomografía computarizada

Ocasionalmente se solicitan pruebas adicionales como electroencefalograma, espirometría pulmonar o pruebas de esfuerzo cardiaco. Es posible que debas suspender o sustituir temporalmente algunos medicamentos antes de la cirugía, como anticoagulantes, antiinflamatorios no esteroideos, suplementos herbales, entre otros.


Tu médico te indicará los estudios preoperatorios necesarios según tu edad, estado de salud y complejidad de la cirugía maxilofacial planeada.


5. Consideraciones sobre la anestesia

La mayoría de cirugías maxilofaciales, excepto procedimientos muy simples, requieren anestesia general para asegurar la comodidad y seguridad del paciente. La anestesia puede ser:

  • Anestesia general: produces pérdida total de la consciencia. Es administrada por un anestesiólogo.

  • Anestesia local: adormece solo la región quirúrgica mediante inyecciones. Puede usarse con sedación para relajar al paciente.

Antes de la cirugía, el anestesiólogo evaluará tu estado de salud y riesgos de la anestesia mediante:

  • Revisión de exámenes preoperatorios

  • Evaluación de vías respiratorias y dientes

  • Identificación de alergias y reacciones previas a anestesia

  • Valoración de factores de riesgo cardiovasculares y pulmonares

Informa al anestesiólogo sobre enfermedades respiratorias como asma, uso de cigarrillo, ronquidos, apneas durante el sueño y reflujo gastroesofágico. Esto permite tomar precauciones para reducir riesgos de complicaciones.


6. Preparativos en la semana previa a la cirugía

La semana antes de la cirugía maxilofacial debes:

  • Suspender medicamentos que interfieran con la cirugía según las indicaciones de tu cirujano y anestesiólogo.

  • Ajustar horarios de otros medicamentos para evitar interactuar con digiuno prequirúrgico.

  • Realizar cualquier examen preoperatorio pendiente.

  • Cortar y arreglar uñas de manos y pies.

  • Limpiar a fondo la casa y preparar comidas para luego de la cirugía.

  • Eliminar el vello facial en el caso de cirugías de cara para permitir curaciones.

  • Comprar los medicamentos recetados para el postoperatorio.

  • Comprar artículos para la recuperación como bolsas de hielo, humidificador, termómetro, vendas, gasas, ungüentos.

  • Retirar joyas, maquillaje y esmalte de uñas antes de la cirugía.

  • Arreglar el tiempo libre del trabajo para permitir una adecuada recuperación post-cirugía.

  • Realizar cualquier consulta pendiente con el cirujano el anestesiólogo.

7. El día antes de la cirugía

El día previo a la cirugía maxilofacial es importante cumplir las siguientes indicaciones:

  • Confirmar hora de la cirugía y hora de llegada al hospital.

  • Bañarse con abundante agua y jabón, incluyendo el cabello.

  • Mantener ayuno de 8 horas para sólidos y 2 horas para líquidos claros antes de la cirugía.

  • Suspender el consumo de tabaco, alcohol u otras sustancias.

  • Organizar a un acompañante para el traslado a casa luego de la cirugía.

  • Dejar las uñas sin esmalte y sin joyas ni accesorios el día de la cirugía.

  • Empacar ropa interior, pijamas, pantuflas y artículos de aseo personal para la estadía hospitalaria.

  • Retirar lentes de contacto, dentaduras o aparatos de ortodoncia según las indicaciones.

  • Tomar un baño completo de todo el cuerpo antes de salir hacia el hospital.

  • Vestir ropa holgada y cómoda antes de la cirugía.

  • Portar resultados de exámenes solicitados.

  • Usar muy poco maquillaje y sin cremas en el rostro.

  • Acudir a la cita puntualmente para iniciar la preparación preoperatoria.

Seguir estas recomendaciones antes de la cirugía maxilofacial asegura las mejores condiciones para el procedimiento.


8. La mañana de la cirugía

El día de la intervención quirúrgica maxilofacial es necesario:

  • Bañarse temprano con jabón antibacterial siguiendo las indicaciones del hospital.

  • Vestir ropa holgada, calzado cómodo y sin accesorios.

  • No aplicar cremas, lociones, desodorantes, esmalte de uñas o maquillaje.

  • Portar resultados de exámenes si fueron solicitados.

  • Tomar solo los medicamentos indicados por el médico con pequeños sorbos de agua.

  • Cepillarse los dientes sin tragar el agua.

  • Preparar un bolso pequeño con cepillo de dientes, desodorante, crema de labios para después de la cirugía.

  • Acudir puntualmente a la cita programada en ayunas.

  • Presentarse en recepción e iniciar los trámites indicados por el personal hospitalario.

  • Seguir todas las indicaciones del equipo quirúrgico durante la preparación preoperatoria.

  • Informar sobre cualquier irregularidad en su salud o medicamentos tomados.

  • Firmar el consentimiento informado autorizando el procedimiento quirúrgico.

  • Mantener la calma antes de ser trasladado a sala de operaciones.

La puntualidad, aseo y cooperación del paciente el día de la cirugía contribuyen al éxito del procedimiento.


9. Qué esperar después de la cirugía

Luego de una cirugía maxilofacial, se experimenta:

  • Adormecimiento de la cara y boca durante varias horas debido a la anestesia local.

  • Hinchazón leve a moderada de las mejillas que aumenta durante los primeros días.

  • Dificultad para abrir del todo la boca y masticar.

  • Enrojecimiento de la piel alrededor de la herida quirúrgica.

  • Sangrado leve de la herida quirúrgica al día siguiente de la cirugía.

  • Dolor facial difuso de intensidad leve a moderada que cede gradualmente.

  • Drenaje de sangre y saliva de la herida quirúrgica durante las primeras 48 horas.

  • Dificultad para tragar sólidos debido al dolor y tumefacción.

  • Adormecimiento de dientes frontales luego de cirugías del maxilar superior.

  • Ligera desorientación debido a la anestesia general.

Estos síntomas normales mejoran paulatinamente durante la primera semana después de la cirugía según avanza la recuperación.


10. Recuperación y cuidados postoperatorios

Para una recuperación óptima luego de una cirugía maxilofacial:

  • Reposo con la cabeza elevada 30 grados para disminuir inflamación.

  • Aplicar frío local con bolsas de hielo durante 24 a 48 horas para reducir hinchazón e inflamación.

  • Realizar enjuagues suaves con antiséptico oral a partir del día siguiente de la cirugía.

  • Consumir solo líquidos y alimentos blandos tibios durante unos días.

  • Evitar actividad física extenuante por 2 semanas aproximadamente.

  • No fumar durante el periodo de recuperación.

  • Tomar los analgésicos y medicamentos recetados según indicaciones médicas.

  • Dormir con la cabeza ligeramente elevada usando almohadas adicionales.

  • Usar un humidificador para evitar sequedad de garganta si se respira por la boca.

  • Realizar bucales con agua tibia y sal después de las comidas.

  • Evitar toser, estornudar o sonarse la nariz con fuerza.

  • Acudir a controles postoperatorios para seguimiento de la evolución.

Seguir rigurosamente estas recomendaciones poscirugía acelera la recuperación y evita complicaciones indeseadas.


11. Resultados y seguimiento

Luego de una cirugía maxilofacial, se agenda citas de seguimiento periódicas para monitorizar la evolución:

  • A los 7 días posteriores para retirar puntos quirúrgicos y valorar la herida.

  • A las 2-3 semanas para verificar los resultados iniciales de la cirugía.

  • A los 2-3 meses cuando ya se ha completado buena parte de la recuperación.

  • A los 6-12 meses cuando se aprecian los resultados finales de la cirugía.

Los resultados visibles dependerán del tipo de procedimiento realizado:

  • Mejor simetría facial después de cirugía ortognática o fracturas.

  • Movilidad normal de la lengua, labios y mejillas.

  • Ausencia de dolor e infecciones luego de extracciones dentales.

  • Cicatrices mínimas dentro de la cavidad oral.

  • Restablecimiento de la función masticatoria y oclusión dental.

  • Corrección de defectos funcionales y estéticos.

  • Mejora significativa de malformaciones congénitas faciales.

La evolución es monitorizada con exámenes clínicos y radiografías comparativas. El paciente debe seguir recomendaciones sobre dieta, higiene oral e hidratación. Eventualmente se indica fisioterapia, revisiones dentales u otros tratamientos de seguimiento según sea necesario.


12. Preguntas frecuentes

¿Cuándo se pueden retomar las actividades normales después de una cirugía maxilofacial?

Depende del procedimiento realizado, pero la mayoría de pacientes pueden retomar trabajos livianos después de 2 semanas de la cirugía. Actividades físicas exigentes deben evitarse por 4-6 semanas.


¿Qué medidas ayudan con la inflamación posterior a la cirugía maxilofacial?

Aplicar frío local con bolsas de hielo, dormir con la cabeza elevada, abstenerse de fumar y seguir una dieta blanda ayudan a controlar la hinchazón.


¿Cuánto duele una cirugía maxilofacial?

El grado de dolor puede ser de leve a moderado dependiendo de la extensión de la cirugía. El médico recetará analgésicos para controlarlo.


¿Puedo someterme a una cirugía maxilofacial si tomo medicamentos anticoagulantes?

Sí, pero debe evaluarse el riesgo de sangrado y probablemente se suspenderán los anticoagulantes antes de la cirugía bajo supervisión médica.


¿La cirugía maxilofacial tiene riesgos?

Como cualquier procedimiento quirúrgico, existen pocas probabilidades de complicaciones como sangrado, infección o daño nervioso. Pero un cirujano experimentado minimiza estos riesgos.


13. Conclusión y recomendaciones

Someterse a una intervención quirúrgica maxilofacial requiere de una cuidadosa preparación previa para asegurar resultados exitosos. Seguir las recomendaciones médicas sobre exámenes preoperatorios, higiene, ayuno, medicamentos y cuidados posquirúrgicos es fundamental.


La mayoría de cirugías maxilofaciales resuelven condiciones estéticas o funcionales que mejoran significativamente la calidad de vida de los pacientes. Acude siempre a un cirujano maxilofacial certificado para maximizar los beneficios y minimizar riesgos. Cumplir con toda la preparación pre y postoperatoria garantiza la recuperación más rápida y efectiva.


En Siroco Dental te ofrecemos el mejor servicio, con un tratamiento 100% personalizado. Contamos con Cirujano Maxilofacial en Polanco.

Gracias por leer este artículo, como agradecimiento, te invitamos a una consulta SIN COSTO con el escáner intraoral iTero y poder realizarte una simulación 3D de como quedará tu sonrisa al instante y sin compromiso, solo llena el formulario dando click aquí para reservar tu espacio.


Si tienes mas dudas al respecto, estaremos muy contentos al escucharte en nuestras línea de atención +52 55 5962 5094 o vía WhatsApp dando click aquí. Así mismo te invitamos a unirte a nuestras redes sociales de Facebook e Instagram, para mantenerte más informado.

7 visualizaciones

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


WhatsApp Invisalign
bottom of page